Nos encontramos ante un libro conocido por todos, principalmente debido al conocimiento que tenemos de él desde que éramos niños, ya que se trataba de un libro muy popular en las escuelas; en mi caso, tenía un ejemplar del mismo, aunque se trataba de una versión reducida.

Libro de las maravillasEn él, como sabemos, se relatan los viajes del comerciante veneciano, desde su tierra natal, y a lo largo del cercano y lejano oriente. Ya de vuelta a su tierra natal, permaneció preso en una cárcel genovesa, donde conoció al escritor Rustichello de Pisa, a quién relató su viajes, quien se encargó de transcribirlos.

El interés del libro es innegable, aunque la veracidad de los viajes relatados en él no está confirmada. Por una parte, se ofrecen en él multitud de aspectos reales de la vida en Oriente, como el papel, los canales, estructura de los ejércitos, los animales salvajes, sistema de postas, etc, pero se ignoran otros muy importantes, lo que hace pensar que Marco Polo extrajo la información relatada de escritos persas o de otros orígenes.

Ciertamente, se trata de un libro un tanto repetitivo en gran parte de sus capítulos, que mezcla con otros realmente interesantes, e incluso divertidos, como los dedicados a Rusia hacia el final del libro de la India.

Podéis encontrarlo aquí.

Deja un comentario